viernes, 19 de junio de 2009

IZAZAGA Y BOLÍVAR


Desde el año pasado había decidido fotografiar una hoja fotocopiada pegada en una pared de la esquina sur-poniente de Izazaga y Bolívar, donde se hablaba mal de una prostituta del rumbo de San Pablo. El texto contenía sus alias, reproducción fotográfica en alto-contraste y líneas pletóricas de rencor, ya alertaba a sus posibles clientes porque había infectado a su hermano de varias enfermedades sexuales, ninguna era sida. Iba a apuntar el largo texto cuando decidí al otro día volver con la cámara. Cuando llegué al local de la Banca Mifel sorprendido noté que alguien, seguramente un trabajador de esa institución, había arañado la hoja sin dejar el menor rastro de lo que decía. Anteayer, miércoles 17, decidí volver a la esquina para captar, cuando menos, dónde estuvo esa inesperada biografía.

No hay comentarios: